domingo, 16 de enero de 2011

Añoro aquellos días en los que tomábamos tequila sin parar, al son de "¡Ha llegado el tiempo de la imagen!"; brindando por Gance, Epstein y Delluc entre otros. Mientras alcanzábamos altos niveles de ebriedad, entre risas y canciones, soñábamos con ser alguna vez la mitad de lo que fueron....

Sin embargo, han llegado los exámenes, y todos aquellos brindis se han traducido en largas noches sin dormir, cafeína cómo droga, resentidos y desesperados "¡¿¿¿Por qué no estudiaría antes???!"; junto con la vacía y firme promesa de que ésta situación no volverá a repetirse.

¿Les ocurriría lo mismo a ellos? No lo creo.

(Si no acaban pronto, sospecho que moriré de ansiedad)

4 comentarios:

La Poma dijo...

"Añoro aquellos días en los que tomábamos tequila sin parar, al son de "¡Ha llegado el tiempo de la imagen!"; brindando por Gance, Epstein y Delluc entre otros..." Lore que GAFA-PASTA que te ha quedado!! pero te perdonamos la pedantería xD

Yo también NECESITO que acaben ya!! Todos sabemos lo mucho que amas a Hugo pero yo ahora mismo me cag...en su asignatura!

En dos semanas gritaremos: HA LLEGADO EL TIEMPO DE LA IMAGENN!!!!!!

jasato89 dijo...

Adoro esta entrada....

La mujer esponja dijo...

Disculpad la pedantería, pero a los hechos me remito Mariola! jajaja

¡¡NECESITAMOS GRITAR Y UNOS CUANTOS TEQUILAS!! ¿Y qué más pedir? El concepto "felicidad" está sobrevalorado...

Anónimo dijo...

Yo también he adorado esta entrada.

Hi-Lo.